Conectarse

Recuperar mi contraseña

últimos temas
Últimos temas
» [MS] Rescate en Rapa Nui
Sáb Dic 03, 2016 9:02 pm por Kala

» Project Fear.less [Afiliación Élite]
Vie Dic 02, 2016 5:11 pm por Komurin

» Uso de Dados
Mar Nov 29, 2016 12:15 am por Komurin

» Atrapados en la tormenta
Jue Nov 24, 2016 3:04 pm por Kala

» Juego (Rol) || ¿Qué le harías al personaje de arriba?
Mar Nov 22, 2016 2:28 pm por Archie Chrono

» New World Shinobi [Afiliación Élite]
Vie Nov 18, 2016 8:24 pm por Proxy

» AOZORA KŌKŌ [ AFILIACIÓN ÉLITE ]
Vie Nov 18, 2016 8:16 pm por Proxy

» Project Fear.less [Afiliación Normal]
Vie Nov 18, 2016 8:11 pm por Proxy

» Seven Capital Sins - Élite // Cambio de botón
Vie Nov 18, 2016 8:11 pm por Proxy

» Terminando la carrera sin suicidarme
Miér Nov 16, 2016 5:25 am por MadalyneFriar

» Juego || ¿Qué estás escuchando?
Jue Nov 10, 2016 2:02 am por Erina Schliemann

» La Ciudad Sin Nadie [MN]
Miér Nov 09, 2016 3:47 am por Constantine Gelassen

» Juego || Comenta tu estado de ánimo con una imagen o gif
Dom Nov 06, 2016 1:47 pm por Erina Schliemann

» Salvando la beca, parte 2
Dom Nov 06, 2016 1:28 pm por Erina Schliemann

» Seven Capital Sins - Élite
Sáb Nov 05, 2016 1:35 pm por Invitado

» Fate/Ultima Frontline ─ Afiliación Elite
Sáb Nov 05, 2016 1:14 am por Invitado

» Resumen de Halloween
Vie Nov 04, 2016 1:43 am por Proxy

» Actividad Halloween 2016
Miér Nov 02, 2016 12:40 am por Proxy

» Censo de Octubre
Miér Nov 02, 2016 12:33 am por Proxy

» Holi!
Lun Oct 31, 2016 3:33 pm por Proxy

Vota
Shiki Topsite!
+ Activos
Los posteadores más activos de la semana

Staff
Proxy
MP | Perfil
Alice
MP | Perfil
Coralie Monich
MP | Perfil
Faith E. Wippler
MP | Perfil
Wallace Campbell
MP | Perfil
Sigma-chan
MP | Perfil
Créditos
Skin realizado gracias a los tutoriales y recursos de: sourcecode, savage-themes, Nymphea y thecaptainknowsbest. Crédito y reconocimiento por su ayuda a la hora de elaborar el skin. Especial agradecimiento a Neeve (por la caja de perfil y las estadisticas) y Tony (por los widgets utilizados aquí).

Las imágenes utilizadas en el skin no son de nuestra propiedad, todas pertenecen a sus respectivos autores y son usadas sin animo de lucro. Sólo la edición y arreglo de estas pertenecen al foro.

Todo el material que se publique dentro del foro es y será propiedad de su creador a menos que se indique lo contrario.


Hermanos
Afiliados Élite
Determination (Undertale)Crear foroCrear foroUnderworld warHeroes Of OverwatchFate/Insane EclipseBálderook University photo untitled45.pngLost SoulSeven Capital Sins | +18, Yuri, Hetero, Yaoi, Razas Mágicas 39/40
Directorio

The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Mar Dic 28, 2010 12:28 pm

Basil escuchó las palabras de Heli, su expresión no había cambiado en absoluto, cualquiera podría haberlo tachado de apático, pero para el italiano como antes había dicho, aquel era un viaje en el que no podía detenerse a sentir lástima por los demás.

La suerte quiso James saliera a su encuentro, su expresión sacó a Basil una mueca irónica bañada en un mar de cinismo. Terminó de recorrer el trecho que los separaba del buscador y se detuvo para contemplar el espectáculo que había dejado tras de sí los akuma.

Aquella zona tan apartada de la ciudad, donde había comenzado en teoría el brote de esa “fantástica y maravillosa” enfermedad que azotaba a la población de Tampere. Las edificaciones más altas eran las que habían logrado sobrevivir al ataque de aquellas criaturas con algunos daños en la superficie, por el contrario lo que en su mayoría eran casas habían quedado completamente destrozadas.

¿Qué.. qué es esto…?, la voz de Heli logró sacar de su estado de ensueño a Basil, el cual ladeó la cabeza en un intento de poder contemplar a la chica. Su rostro, que en ese momento cualquiera de sus compañeros hubiera esperado (y deseado) que se encontrara serio, mostraba un turbador brillo en sus ojos: emoción, y no de la misma que estaba experimentado precisamente Heli. No había ni una pizca de horror o preocupación en la expresión del exorcista, aquella visión le había hecho incluso, olvidar el frío que tenía.

-Esto es señorita Virtanen… –comenzó a decir el exorcista, antes de estornudar sin proponérselo. Era fácil distinguir por la manera en la que hablaba Basil cuando algo le divertía, o esperaba algo con cierto interés, en esa situación podían ser las dos cosas, o quizás algo completamente diferente, lo único que estaba claro con aquel chico, es que no parecía vivir del mismo modo que el resto de sus ahora compañeros–. Decía señorita, que aquello que están contemplando tus ojos, es lo que verás a partir de ahora y hasta que pongas fin a tu vida. Es la marca de los akuma y por ende fueron hace escaso tiempo, humanos.

- ¡Por el amor de Dios, Basil! –exclamó el buscador inglés, con expresión atónita–. Te lo suplico, no seas así de negativo, He-

- Yo no he sido negativo James, he sido realista, si no te gusta no escuches –repuso con tranquilidad, haciendo una señal al golem que había seguido con su misión de seguir a los buscadores, la bola alada pareció captar el movimiento del exorcista y no solo eso, sino que también lo entendió pues se alzó varios metros más en el aire y comenzó a volar en círculos sobre ellos. Basil asintió conforme ante las acciones del golem e ignorando a James de nuevo volvió a dirigirse a Heli–: No quiero asustarte, quiero que seas consciente de que a partir de ahora tu vida podría terminar en cualquier instante, pues una vez has sido elegida por la inocencia, llevas un trozo de esta en tu dedo, serás marcada como enemigo por todo aquello que busca el exterminio de la humanidad.

Basil no dijo nada más, y por alguna razón no lo creyó necesario en aquel momento, o quizás más bien detuvo la charla porque consideraba más sensato mantener el silencio para no revelar su posición, aunque sospechaba que por los gritos James si había algún akuma con vida de seguro les habían escuchado.

-Sé que hay mucho por explicarte, pero lamentaría que por culpa de nuestro parloteo alguno terminara muerto. Estoy al cuidado de todos y por ahora creo que lo más acertado será adentrarnos en silencio –explicó en un murmullo, comenzando a andar por la misma calle a la que habían entrado –. Si hay algún akuma con vida y pululando aún por aquí cabe la posibilidad que sea porque algunos supervivientes se hayan escondido, no lo des todo por perdido, aunque te aconsejo que no te llenes la cabeza de esperanzas, ni preocupaciones. Ahora lo más importante para ti ha de ser mantenerte con vida ¿entendido?


Última edición por Mad_Hatter el Miér Abr 27, 2011 4:45 pm, editado 3 veces (Razón : corrección de color)
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Mar Dic 28, 2010 1:05 pm

Las palabras de Basil iban llenando de distintas emociones a Heli. Desesperanza, tristeza, sufrimiento, desconcierto. Así que ya habían pasado por aquí. Ni tan siquiera había lugar para el luto, todos o casi todos habían ya muerto.
Incluso al buscador las palabras le afectaban. Pero en el fondo, Heli incluso agradecía la frialdad que mostraba Basil, era más fácil de asimilar el dolor.

Una extraña esfera con alas empezó a registrar el panorama. Los buscadores parecían algo tensos, cómo si en cualquier momento fuera a salir algún Akuma, aunque era probable que así fuera. Pese a todo, Heli se sentía calmada. Tantas emociones juntas habían acaba sucumbiendo en un estado de pasividad.

- Entendido. Creo que.. empiezo a asimilar todo vuestro trabajo, Basil. Y ahora que sé que lo he perdido realmente todo, pues no quiero guardar falsas esperanzas, ya no me queda nada. No me importa ése fatal destino, ya no me imp-

Pero en ése momento una explosión interrumpió a Heli. Un fugaz rayo violeta destruyó una casa que aún no estaba del todo derruída. Se oyó un grito a lo lejos. ¡Así que quedaba aun alguien con vida! El causante de aquel rayo, se elevó rápidamente sobre sus cabezas. Otro de aquellos horribles seres se alzaba ahora, lo tenían casi encima. Heli ahogó un grito de espanto.

Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Lun Ene 03, 2011 2:39 pm

Al escuchar la explosión, Basil se hizo un paso atrás, tirando de Heli para que le imitara. Aquel rayo violáceo era suficiente como para saber que el sonido no eran de balas de un simple nivel 1.

Genial~, pensó el exorcista cuando levantó la vista para fijarse en el akuma que ahora sobrevolaba el lugar. Tenía una forma ovalada, parecida a la del primer nivel, sin embargo sus cañones se habían metido en el interior de su cuerpo, y aquellas balas que parecían más sendos rayos violetas tenían una potencia superior a la de uno normal, solo había una respuesta al por qué de esa forma tan peculiar en ese akuma.

-¿Es posible qué esté..? –James no terminó la pregunta, era demasiado obvia como para que alguno de los otros dos entendidos en la materia se molestara en contestarla, y por la expresión un tanto molesta del único exorcista oficial en aquella misión era evidente que era algo que estaba dispuesto a detener.

-Espero que podáis cuidar de vosotros mismos unos segundos, ahora tengo algo importante que hacer –dijo Basil, sacando de su estuche la alabarda justo en el momento en que el golem aterrizaba sobre su cabeza, como si fuera el lugar más seguro que pudiera encontrar.

Al activar la inocencia forzó más de lo que estaba acostumbrado. La habilidad que tenía su alabarda era a rasgos generales la de poder controlar parcialmente el viento que había a su alrededor, para alguien que aún se consideraba un novato en aquello de la lucha contra los akuma no podía permitirse el hecho de que aquella máquina terminara de evolucionar a un segundo nivel, donde sería más difícil de matar, y si bien en alguna otra ocasión no le hubiera importado probar suerte, ahora tenía a tres personas de las que era responsable y no podía permitirse que una de aquellas balas pudiera atravesarles, sobre todo si uno de esos tres podía presumiblemente ser una futura camarada.

Cada hoja de la alabarda condeso el viento a su alrededor y con un simple movimiento de muñeca salió disparado como si de balas de aire comprimido se trataran, estas atravesaron al akuma pero no lo suficiente como para que el daño lograra destrozarle. Sin embargo, antes que llegara a deslizarse un par de metros hacia al suelo lo hizo un gran pegote de sangre compacta que caía de su circular estructura. Sin inmutarse ante ese hecho lanzó varias balas, en todas direcciones, obligando a Basil a tener que usar la siguiente fuerza eólica para desviar las que iban en su dirección.

-… He dicho que os quitéis de en medio, ya, ahora –soltó el exorcista mirando un poco por encima del hombro al intentar ubicar a James y a Kaarle, volviendo a forzar de nuevo el concentrar más de esa energía, el viento comenzó a girar con tanta velocidad alrededor de la alabarda, que produjo varios tajos en la mano con la que sujetaba el arma, en realidad en el guante y la muñeca.

Esta vez avanzó en una especie de carrera, soltando de nuevo el aire en una pequeña onda circular, tan comprimida que el viento que absorbió por la fuerza le dio un color gris compacto antes de que atravesara al akuma, el cual luego de soltar otro borboteo sanguinolento por los orificios donde salían esas balas y rayos violetas, se movió.
Si. Dio media vuelta siguiendo el movimiento de exorcista, esta vez sacando cuatro de los cañones que había enterrados en su anatomía, apuntándole con una precisión envidiable y una casi lentitud insultante.

Basil entrecerró los ojos, bastante molesto porque sus esfuerzos no estuvieran siendo suficientes, y antes de seguir corriendo enterró el arma en el suelo, soltando otro poco de aquella energía para poder impulsarse y elevarse varios metros en el aire para así entretener al akuma, el cual encogió aquellos cañones para sacar otros de la parte superior de su cuerpo, fue en uno de ellos donde el exorcista hundió la alabarda. Nada

-¡No me jodas! –casi exclamó el italiano. Esta vez descargó todo el viento que giraba alrededor de su alabarda, sintiendo como se expandía en el interior de la máquina, sin llegar a partirla y por eso siguió ejerciendo más fuerza, presionando y forzando su sincronía con la inocencia hasta que logró hacer explotar a la máquina, provocando también que saliera despedido un par de metros, siendo detenido solo por una de las paredes que aún seguían en pie–. Ja… ¿Ahora quién es el que ríe?

Desde luego Basil no, le dolía todo el cuerpo y si debía elegir el lugar donde más molestia sentía no era en sus manos, las cuales estaban protegidas por los guantes de cuero, era en realidad sus muñecas, en las cuales tenía tajos limpios: finos y profundos. Chasqueó con la lengua, molesto consigo mismo, a la vez que se ayudaba con la alabarda a ponerse en pie, notando que el golem había abandonado su posición para seguir revoloteando por encima de sus cabezas.

-Será mejor que continuemos, hay mucho de lo que hablarte y en cualquier momento podríamos morir, así que cuanto antes comiences a llevarte bien con ella será mejor, ¿no crees?


Última edición por Mad_Hatter el Jue Ene 06, 2011 8:47 am, editado 2 veces
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Jue Ene 06, 2011 1:48 am

Heli tenía los ojos muy abiertos cuando Basil se acercó a ella.
Así que eso era, talmente. Una lucha encarnizada contra akumas. Y no de los más flojuchos al parecer, pues ése tenía un aspecto diferente a los que había visto. Pese a todo, vio como Basil había gastado muchas de sus fuerzas en abatir a aquel ser. También vio heridas en sus muñecas, pensó en buscar alguna farmacia cercana para pdoer curarle las heridas, al fin y al cabo, era lo máximo que podía ayudar en aquel momento.

Aún algo perpleja debido a la rapidez del suceso, intentó asimilarlo rápidamente. Notaba el propio temblor de su cuerpo, el cual ya apenas respondía a sus movimientos debido al frío y a tantas emocioens juntas. Suspiró acongojadamente. James y el otro chico habían contemplado la escena tal como ella lo hizo, y en sus caras se dibujaba una pizca de aquel terror que abrasaba a Heli sin notarse desde fuera.

Durante la batalla, Heli notó cómo su anillo se encendía, calentándose en su dedo. Quería haber servido de ayuda, haber otorgado aquel "poder", si e que así era, al exorcista. Se sentía inútil. Y aquel akuma había herido a Basil. Necesitaba saber algo más cuánto antes, no podía permitir que eso volviera a pasar.

- Será mejor que continuemos, hay mucho de lo que hablarte y en cualquier momento podríamos morir, así que cuanto antes comiences a llevarte bien con ella será mejor, ¿no crees?

La frialdad de las palabras de Basil parecían no afectar ya a la muchacha, ¿más frialdad que la que estaba viviendo ya? Imposible.

- Sí... desde luego, no puedo esperar más para saberlo todo. Basil, siento... no haber sido de más ayuda. Ése akuma te ha hecho daño... Yo, quiero ayudar. Sé que este anillo tiene ése poder del que me has hablado. Ansío saber más, necesito saberlo.

Heli no quería ya otra cosa en aquel momento, sentía el poder de su anillo en ella misma.
Con paso firme, fueron adentrándose en mitad de la ciudad, caminando sobre la fría y crujiente nieve que se abria a su paso sobre el camino que separaba el destrozado lugar.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Jue Ene 06, 2011 10:02 am

Basil arqueó una ceja al escuchar las palabras de Anaire, y dejó escapar una leve risa, como si aquello le pareciera en realidad, divertido. No pudo evitarlo por lo inconexa que le pareció aquella frase.

-Ja, ese akuma no me ha hecho daño. La verdad es que es mi arma la que me daña cuando la fuerzo a un límite que no debería, nuestra sincronía aún no es perfecta –explicó tranquilo, y si bien por su respiración, levemente pesada y pausada, se podía ver que aún estaba cansado, siguió caminando sin esperar por nadie, como siempre.

También logró fulminar con la mirada a la pareja de buscadores, molesto por las expresiones que estos traían consigo, no había tiempo para la preocupación y mucho menos para la lástima, al menos así lo veía Basil, era innecesaria toda esa escena lamentable en la que solo faltaba un abrazo grupal para levantar los ánimos. En su caso sabía que lo único que haría sería golpearles para que dejaran de ir con esas caras largas y deprimentes, así es como él había aprendido y no cambiaría el método solo por qué se trataran de una fémina y un par de buscadores con aires de nenita en apuros.

Mientras caminaba por la calle más ancha, aún con ayuda de la alabarda como si se tratara de un callado, decidió reducir la marcha hasta que Heli le alcanzara.

-El akuma que has visto en ese momento estaba a punto de evolucionar, un exorcista de mi nivel le sería difícil poder mandarlo de nuevo a la otra vida. Alguien como tú, que por una suerte de milagro logró destrozar a un nivel uno recién creado no tendría ni una oportunidad –habló, señalando el anillo que portaba la chica en uno de sus dedos, y ponerse a caminar de nuevo, había mucho que recorrer–. Seguro que recordarás que te he dicho que ningún arma mortal puede matarlos. Aquí es donde aparece la inocencia y los exorcistas. Los que tenemos esta categoría se nos define como elegidos por Dios, bendecidos por haber sido escogidos por la inocencia, es la única arma con la que se puede dañar o matar a un akuma.

»El trabajo de los exorcistas no es solo exterminar con estas máquinas, sino que también debemos buscar otros pedazos de inocencia y ponerlos a salvo. Sabemos cuándo puede haber inocencia en algún lugar por que suceden eventos extraordinarios, y claro está por la presencia de akumas, la mayoría de veces
–en aquel momento la voz de Basil quedó, por decirlo de alguna manera, quebrada. Tomó aire a la vez que se detenía de nuevo para observar algo de lo que no se había percatado hasta ahora, en algunas zonas de la calle, cubierta de una mezcla de polvo nieve y sangre, se encontraban un par de cuerpos tirados, inertes.

Por muy de mal gusto que resultara, Basil movió uno de los que estaba más cerca de él con la punta de la alabarda, haciéndole dar media vuelta en el suelo y observar con una frialdad absoluta aquel cuerpo maltrecho, la expresión de terror seguía plasmada en su rostro, al igual que en sus ojos, cubiertos por el opaco velo de la muerte.

-La gente cuando teme por sus vidas, hace cosas sin sentido. Este hombre no parece haber muerto por ningún tipo de enfermedad. Algunas veces, las personas cuando se guían por su instinto de supervivencia no saben ni que hacen. Lo aplastaron varias personas, al menos eso parece por las cavidades que hay en su torso, intuyo que algunas de las costillas rotas se le clavaron en los pulmones y eso le mató, pero como no soy médico solo puedo hacer nada más que especular –comentó con tan poco interés que uno de los buscadores, Kaarle, no pudo evitar ahogar un ronco gruñido, completamente molesto con la actitud del exorcista, de nuevo la idea que tenía el joven finlandés sobre los guerreros elegidos por Dios volvía a romperse. Basil le ignoró, como siempre hacía, y siguió adelante –. Quería decir que la inocencia no suele causar fenómenos extraños como los de causar enfermedades a la gente, como lo que ocurre en este lugar. Y la inocencia que se ha ligado a ti no debería haber atraído a tantos akumas como para que hayan arrasado con todo un sector de la ciudad, por lo cual debemos investigar que está pasando. No podemos dejar cabos sueltos una vez nos marchemos.

Basil intentaba llegar al lugar de donde se habían escuchado los gritos, antes de aparecer los akuma, o al menos intentaba guiarse por aquellas voces difuminadas. Era cierto que se había desviado un poco y había hecho un rodeo tremendo, pero por ahora lo mejor que podía hacer era observar la situación antes de meterse de lleno en algo que pudiera superarlos.

-Hay algo que quiero que sepas, antes de que continuemos con tanta charla –se detuvo de nuevo, encarando a Heli. No pretendía hacer que tuviera miedo, Basil podía considerarse un novato en comparación a algunos exorcistas que había en el mundo, y aun así había visto suficientes cosas como para hacerse una idea de cómo podía alguien sobrevivir aquello sin tener traumas mayores que les quitaran el sueño o las ganas de luchar–. Lo que has visto hoy no es ni el comienzo, verás cosas peores y vivirás situaciones que creerás que te superan. Pero debes tener en cuenta que si has sido elegida para llevar el peso de todo esto, es porque eres capaz, tienes que encontrar tu manera de ser fuerte, por ti y por todos aquellos que no saben serlo.

Se encogió de hombros, soltando una risa ligera y suave, balanceando la alabarda de un lado a otro, antes de terminar de esconderla de nuevo en el tubo, observando como la pequeña esfera alada de color oscuro se había quedado sobrevolando un lugar en concreto, lo que le indicaba que había encontrado lo que habían estado buscando desde el momento en que habían atravesado aquella zona de la ciudad: supervivientes.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Vie Ene 14, 2011 7:40 pm

Heli escuchaba atentamente cada palabra de Basil. Aún un ligero temor se adueñaba de ella.
¿Elegida? ¿Eso significaba que... estaba destinada ya a esto? De todos modos, sus motivos le parecían suficientes a estas alturas para luchar contra lo que fuera. De algún modo, las palabras de Basil la animaron, si estaba predestinada, podría aguantarlo. No llegaba a imaginarse algo más terrible que lo que ya estaba viviendo, pero de todas maneras le haría frente cómo pudiera.

Enfermedades... Si Basil decía que no podía ser la Inocencia, debería ser así, de todos modos ella no tenía apenas ni idea de lo que estaba relacionado con todo esto. Pero entonces, ¿qué podía estar causando que aquellos habitantes estuvieran muriendo de aquella manera? Si no morían así, era a manos de Akumas, había que pararlo cómo fuera.

En ése momento recordó también algo. Quizás lo que le quedaba de familia se hubiera refugiado en aquel sótano que tenían en su casa. Quién sabe, por intentarlo... De todos modos en aquel lugar había algo que debía ser enmascarado, y ellos, si seguían allí, quizás podrían ayudarles.

- Basil... chicos... voy a probar suerte. Sé que es peligroso en este momento, pero debo ir a ver si mi familia sigue viva. He recordado un antiguo sótano al que podían acceder y...

James se acercó a ella, poniéndole una mano sobre el hombro.

- Heli... ¿aún guardas esperanzas realmente?

Heli no respondió, sólo bajó la vista. Con una suave sacudida, provocó que el buscador se apartara de ella, dando un paso atrás.

- Es por allí - dijo secamente.
Los buscadores se miraron entre sí, preocupados, mientras miraban de reojo a Basil, sintiendo su desagrado sobre ellos. Pero... también debía entender que, a pesar de todo, él era exorcista. Ellos tan sólo disponían de sus talismanes, y estaban más expuestos al peligro. Aunque fuera su trabajo, una masacre cómo la que estaban contemplando era algo que mínimamente los echaba hacia atrás. Especialmente Kaarle, que había entrado hace poco, aquella situación empezaba a superarlo un poco, pero no quería mostrar más debilidad, no delante suyo.

- Te acompaño, Heli.

Heli agradeció en silencio a Kaarle que lo hiciera, y esperó la reacción de Basil, que quizás querría tomar otro camino. Kaarle, de todos modos, sabía el error que estaba cometiendo, pues no era ésa su misión, sino la de permanecer junto al exorcista.

- Basil, quizás en aquel lugar que dice Heli quede algún superviviente... quizás nos puedan explicar algo sobre lo ocurrido. A fin de cuentas, aunque no sepan nada sobre nuestro trabajo, con suerte haya testigos que nos desvelen algo más para poder acabar cuánto antes.

Heli suspiró, mientras una ráfaga de aire helaba aún más el ambiente. Desde dónde estaban se dio cuenta de que el lugar de donde procedían los gritos era casualmente el mismo camino que había que tomar hasta llegar a aquella casa.

En ése instante, otro grito se escuchó, ésta vez más cercano todavía, parecía salir de una calle paralela. Todos se quedaron de piedra y se quedaron quietos, expectantes.

Una mujer salió de un callejón desde donde provenía el grito proferido. Tenía realmente un mal aspecto. Envuelta entre sucios harapos, venía corriendo hacia ellos. A Heli le resultaba familiar aquella cara, aún manchada de suciedad y con un cabello sucio tapándosela casi enteramente.

- Porfavor, ayuda... Yo.. no lo esperaba... Mi marido... yo...

Kaarle y James corrieron a ayudarla, parecía a punto de desamayarse. La mujer no parecía dar señales de estar enferma, sólo muy fatigada.

- Señora, ¿por qué corre?¿Ha visto algo moverse por aquí?

- No sé describirlo... todos están muertos... unos cañones, unos misiles lilas... la gente se evapora tras ser atacada... Yo sólo buscaba medicina para mi marido, está muy enfermo, contrajo la enfermedad hará unos días y... cada vez está peor. Nadie ha sabido la causa, y cuando salía de casa...

- ...¿Tía Paula?
- ¿Quién...? ¿Heli?¿Heli Virtanen? No puede ser, ¿eres tú?
- Tía Paula, ¡estás viva!
- Heli, ¿y tus padres?¿Pero qué haces tú aquí?¿Y mi hermano? Yo...
- Escucha tía Paula. Ahora no es momento para eso. - En realidad no quería tener que vovler a explicar lo ocurrido. - Estos chicos y yo necesitamso saber qué ha pasado. ¿Por qué estás así? ¿Está mi tío vivo?
- Heli... Mucha gente ha muerto. Ha sido ésa... ésa enfermedad, ¿sabes? Muchas personas han perecido por su culpa. Nadie ha sabido a qué era debida...muchas familias han quedado destrozadas. Padres, hijos, abuelos... Y cuantos más morían... Y... hace unas horas, ésos extraños seres han aparecido de la nada por todas partes. Y los han matado. A todos. Yo... tu tío y yo nos hemos refugiado en nuestro sótano. Pero... cada vez está peor. Y no puedo dejar que muera. Está cada vez peor, está muy mal... Y he tenido que salir, a buscar algo, pero... No queda nada en pie, todos muertos... No puedo abandonarlo Heli, pero sé que en cualquier momento aparecerá alguna cosa de ésas...

- Basil, quizás deberíamos hacer una visita a ése tío de Heli. Con suerte aún no está convertido en...
- Mi marido sólo está enfermo, porfavor, ayudennos..
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Jue Ene 20, 2011 4:25 pm

-Me estáis vaciando la cabeza. Todos vosotros –Basil suspiró. No mentía, estaba cansado de escuchar tanta palabrería insustancial proferida por todos aquella tropa de inconscientes–. No es por estropearos el reencuentro, ni echar para abajo vuestras ansias de haceros los héroes. Según la mujer hay más akumas alimentándose de gente, dejándolos pasear por aquí solo hará que tengan oportunidad de subir de nivel y creo que dejé bastante claro que ante una amenaza así no tengo la esperanza de poder evitar ni vuestras muertes ni la mía.

Se cruzó de brazos, sin parecer importarle la reacción de los otros dos buscadores. El italiano en realidad, no era una mala persona. No, el problema era que tenía la absurda manía de hacer caso omiso de lo que la gente le decía o algo que peor: hacerles la contraria. Era algo que estaba tan arraigado en él que no podía evitar echar por tierra todos los planes de sus compañeros antes de aceptar que en parte tenían razón.

Ese era quizás uno de los casos, en parte. Era bien consciente de que tenían que saber qué demonios ocurría, habían hablado con el farmacéutico que apenas había logrado darles alguna indicación acerca de los síntomas y aun así nada les había dado una pista clara. Si seguían así probablemente todos terminarían enfermando… ¿Quizás ellos también? Por otra parte estaban los akumas que merodeaban por aquel sector de la ciudad, la presencia de tantas de esas criaturas era por encima de todo sospechoso ¿Se habría equivocado y aquel suceso podría estar relacionado con una inocencia descontrolada?

Todo era posible.

Basil volvió a suspirar, o más bien dejó escapar un gruñido molesto, antes de observar un lado y otro de la calle, sin saber realmente que era lo que estaba buscando. Su expresión que se había ido endureciendo con cada pensamiento que cruzaba su cabeza volvió a adoptar ese aire ausente y aburrido antes de lograr asentir sin ganas.

-Bien, tenéis que ser conscientes que por mucho que vayamos ahí no vamos a poder hacer nada para salvarle por qué no tenemos ni idea de lo que realmente tienen. Es cierto que la información de la que disponemos es peor que nada –observó a la mujer casi desmayada lo que duró su pausa, todo aquello no era nada más que problemas y contratiempos–. Nuestra principal misión es saber qué está atrayendo a los akuma y si guarda relación con la enfermedad. Así que iremos ahí ya que dudo que esta mujer tenga ánimos para otra cosa más que pedir ayuda, y como todos ya habíais decidido sin consultar no puedo objetar, dado que todos vosotros os encontráis bajo mi responsabilidad y no os puedo dejar a vuestras anchas con las ideas suicidas que tenéis algunos de vosotros –la mirada hostil que les dedicó a parte de sus acompañantes no fue desapercibida, y tampoco quiso fuera de otro modo, aún con los brazos cruzados esperó a que el grupo se pusiera en marcha y en un molesto y grave silencio se dispuso a seguirles.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Lun Ene 24, 2011 10:47 pm

Heli se encontraba muy preocupada por el estado de su tía, la cual parecía que se iba a desmayar de un momento a otro. Por suerte conocía el camino de ida hacia la casa.
Por suerte Basil aceptó el ir hacia aquel lugar con ellos, así que emprendieron la marcha. Paula apenas podía moverse, así que entre ella y Kaarle la ayudaron a moverse.

- ¿Estará él bien?...

Heli sentía pena por su tía, y deseaba que su tío aún se encontrara bien. De no ser así, todo podría traer el doble de problemas.
Les quedaba sólo una calle para llegar.

- ¿Por cierto Paula, cómo está Janne?

Janne era el hijo de sus tíos, su primo años mayor que ella.
- Pues... se fue a trabajar a la capital, así que no sabemos dónde está, pero mejor si se queda en Helsinki...
Heli miró hacia abajo con los ojos cómo platos. Helsinki. Seguramente allí habría llegado ya la plaga de akumas a estas alturas...
- Esto, Heli...
Pero antes de que el buscador dijera nada, Heli lo hizo callar con la mirada. Si su primo estaba muerto, era mejor que su madre por el momento no se enterara aún de la situación. Él asintió, entendiéndolo.

Un golpe hueco se escuchó por delante de ellos. Alertados, se dieron la vuelta rapidamente. Un hombre aparentemente calmado, les sonreía.
- Madre... estás aquí. Por fin te encuentro...
- ¡¿Janne?!
- ¡¿Janne?!
- Estoy cansado, madre... Muy cansado...
- Janne, ¿cómo es que estás aquí? No estabas en Helsinki?
- ¿Donde está papá...?

Su primo empezó a acercarse. Caminaba de un modo muy extraño.

- Qué bonito encuentro familiar...
- Ése... ése no es...

Janne abrió la boca lentamente. Parecía que iba a decir algo, pero en ése momento el aterrador grito de su madre resonó por todas partes. El tejido del rostro del muchacho parecía romperse, la boca se le abrió en una ancha brecha de la cual empezó a salir una bestial máquina.
Otro akuma.
Paula no podía dejar de chillar y llorar. Heli miraba aterrada a su tía, al akuma y a los buscadores y el exorcista. Intenaba calmarla pero era imposible. Se sorprendía de su propia sangre fría después de ver cómo su propio primo había reventado pra convertirse en aquello.

No, ahora no... Basil no estaba del todo recuperado...Y yo no puedo hacer nada

Ambos buscadores sacaron unos grandes focos, a lo que ellos llamaban talismanes. De aquellos focos salió una luz que se materializó, encerrando al akuma. Heli miró preocupada a Basil.

Pero entonces algo más les llamó la atención. Una de la casa que aún no estaba en ruinas empezó a desmoronarse estrepitosamente de golpe. De ella salieron otros dos más.
- Son ésos! Son ésos monstruo Heli!
- Lo sé, lo sé Paula...

- Mierda, Basil! Podemos contenerlos pero no por mucho tiempo.
- ¿Estás bien, Basil?
- James apunta a ése, se escapa!

Otros akuma más apareció de la nada, situándoes casi sobre sus cabezas

- Nos tienen acorralados...
- ¿Por qué no atacan?
- ¡Mejor que no ataquen, no llames al mal tiempo!

Una risa metálica se empezó a escuchar entonces detrás de ellos. Heli tragó saliva. ¿Y ahora qué más?
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Mar Feb 01, 2011 3:28 pm

Basil tuvo la certeza al escuchar tanta gente hablar a la vez, que no debería haber aceptado aquella estúpida misión. La manera en la que se estaba desarrollando todo lograba desconcertarle, demasiado, tanto que a decir verdad había preferido mantenerse al margen de los cacareos de tía y sobrina, también de los murmullos de los buscadores.

Ante la aparición sospechosa de otro hombre, Basil tampoco hizo nada. Se encontraba a varios metros lejos de los cuatro: las dos mujeres y aquellos patanes que en teoría estaban ahí para ayudarle. Se limitó a suspirar mientras activaba de nuevo la inocencia al escuchar los balbuceos de Heli Virtanen. Estaba cansado de que ahí todos hicieran lo que les diera la gana, y sin pensarlo dos veces lanzó de nuevo golpe de aire comprimido contra el supuesto hijo de la mujer y exorcizarle justo en el momento en que sus compañeros de crema trataban de atraparlo.

-¡Mierda, Basil! Podemos contenerlos pero no por mucho tiempo.

Basil hubiera golpeado a James si hubiera tenido tiempo. Pero para desgracia suya, estaba demasiado ocupado con la aparición de los otros dos akuma que habían aparecido tras derruir una de las pocas casas que aún seguían de píe. Había saltado hacia delante, para acortar la distancia entre ambas esferas, sintiendo cómo los gritos de la otra mujer se le clavaban en la cabeza mareándole, lo suficiente como para provocar que se tambaleara ligeramente, aprovechó ese instante para hacer una finta y atravesar con la albarda a uno de los dos para luego lanzársela al otro, al cual perforó.

-¡Mejor que no ataquen, no llames al mal tiempo!

Basil ladeó la cabeza intentando ubicar al buscador que hablaba, no deteniéndose al contemplar los otros tres akumas que ahora sobrevolaban sus cabezas, simplemente se apresuró a recuperar la alabarda, sin apartar la vista del grupo. Era extraño que los niveles uno estuvieran ahí sin hacer nada, y entonces, como si de una respuesta a las preguntas de todos se tratara, se escuchó una risa envolviendo esa mitad de la calle.

No, la cosa no iba nada bien.

-Corred –soltó Basil, no lo pensó, ahora en ese momento no podrían enfrentarse a quien fuera el que se ocultaba por alguna parte de esa mismo callejón. Kaarle fue el primero en reaccionar, pues tomó a la mujer esa Paula, y se escabulló entre las ruinas, usando los propios cascotes como protección–. Tómalo como una retirada estratégica, Heli. Ahora mismo solo podemos correr, ocultarnos, esperar a que se separen y poder matarles, así como están las cosas sólo terminaremos muertos-dijo con tranquilidad esperando a que la chica siguiera el mismo camino que los otros dos, por la expresión del mayor de los buscadores estaba seguro que no se movería hasta que ella lo hiciera, y el asunto era que para su desgracia, Basil iba a tener que quedarse ahí para asegurarse que la inocencia de la que era portadora no cayera en malas manos.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Mar Feb 01, 2011 7:24 pm

Heli se mordió un labio, nerviosa. Mientras veía cómo Kaarle se llevaba a su tía bajo unas ruinas para protegerla, y notó cómo James esperaba a su reacción.

- Corred! - gritó Basil, mientras veía como él solo se enfrentaba con su alabarda abatiendo a aquellos akumas.

Entendía que debía correr ahora, pero aunque se moviera, se sentiría demasiado culpable si le pasaba algo a Basil. De todos modos, no pensó en llevarle la contraria, al menos no por el momento, para no darle más problemas, y corrió a esconderse cerca de su tía y el otro buscador.

Aquella horrible risa de detrás de unas paredes no cesaba, es mas, se iba acrecentando cómo si se acercara. Heli empezó a notar un ligero mareo, mientras su mirada se distorsionaba levemente. ¿Sería aquella risa? Se escuchaba desde muchos ángulos distintos.

- James...
- Sí, yo también lo oigo.
- Pero...
- ¿Te pasa al..? ¡Aaagh! Mi cabeza!

A James también le empezaban a dar mareos. ¿Qué demonios estaba ocurriendo ahora?

Delante suyo tenían a Basil, y casi al lado, una pared de piedra blanca que aún no había caído. Los akumas de nivel uno parecían haber caído, aunque no se podía asegurar que no hubiera más. Esperaba que su tía y Kaarle estuvieran bien resguardados. Pobre mujer, lo que había visto de su hijo la habría traumatizado demasiado...

En ése instante aquella pared empezó a resquebrajarse ligeramente, casualmente la risa se escuchaba más cercana cada vez. Heli podía escuchar los crujidos, las brechas se hacían más y más largas atravesando la pared entera.

- Aaaaaaah!

Heli no pudo reprimir el grito de susto cuando la pared entera cayó, casi atrapando a Basil. Un estruendo y una nube de polvo se apoderaron del lugar.

- ¿Pero qué...

Una figura oscura, un poco más pequeña que un akuma de nivel uno, empezo a aparecerse en mitad del polvo. De nuevo ése mareo se apoderó de Heli y James, que intentaban poner atención a lo que ocurría a pesar de todo. El polvo empezó a bajar y la figura a tomar forma. Alrededor de la nube de polvo, otra especia de humo se mezclaba en el ambiente, provocando un mareo incesable.

Algo empezó a brillar. Era la figura. El sol se reflejaba en una armadura metálica, unos histéricos ojos observaban con nerviosa locura a la figura que tenía delante suyo. Un pico metálico hacía las veces de la deformada boca que tendría un akuma. Parecía tener una forma humanoide, pues su cuerpo estaba erguido y de él sobresalían unas extremidades de brillante hierro. La extraña cabeza estaba cómo abollada, con chichones por toda ella, con una gran estrella negra en la amplia frente. Parecía disfrutar deliciosamente de su propio espectáculo, aún se podía oír la risa maquiavélica, ahora demasiado cerca. Heli advirtió en ése momento que aquel extraño humo que no era polvo, parecía escaparse de los afilados dedos del ser. La enfermiza risa se paró en seco, mientras abría más aquel extraño pico, ¿sería esa su forma de sonreír?

- Ex..orcis..ta...

Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Vie Feb 04, 2011 12:07 pm

Bien, las cosas no podían ir peor, al menos eso pensaba Basil, cuando a duras penas pudo esquivar la primera tanda de disparos por el resto de los niveles uno, que al fin había decidido atacar. Soltó un leve suspiró, agradeciendo en silencio que los otros dos ya hubiesen desaparecido para dejarle limpio el camino y no estorbarle.

Aprovechó que estaba de espaldas a ellos para volver a soltar varias de sus ráfagas cortantes consiguiendo así destruir a dos de ellos, no sin antes sentir que se mareaba, teniendo la sensación de que no le llegaba el aire a los pulmones, y aquella risa no se detenía. Parecía estar pasándolo bien, viendo como acorralaba a una panda de ineptos (en los que Basil comenzaba a indentificarse). Aquello se le había escapado de las manos y el exorcista comenzó a creer que sin ayuda, no iban a salir bien parados de ahí.

La pared que tenía al lado estalló en varios pedazos, como actoreflejo Basil saltó hacía adelante, ensartando al tercer akuma con la alabarda, moviéndolo lo suficiente como para que su cuerpo metálico recibiera el impacto más fuerte de aquellos cascotes, pero no fue suficiente para evitar quedar sepultado entre el polvo, ladrillos rotos y cemento.

James sintió que temblaba al contemplar a la criatura que se acercaba a ellos, pisoteando el montón de basura en el que había convertido el muro tras el que se había ocultado. Imaginando que aquello había sido el fin de Basil y pronto sería el suyo, la sonrisa de aquel abominable akuma era una prueba de ello. Iban a morir. Al menos James ya no tenía ninguna esperanza al respecto.

-¿Tienes miedo… marioneta? –preguntó el akuma picudo, directamente al buscador, extendiendo las manos hacia él y provocando así que una oleada de ese polvo que creaban esas millones de esporas que segregaba rodearan al buscador, el cual gritó y cayó de rodillas, no pasó mucho tiempo cuando el efecto de sentirse enfermo aumentó al igual que sus nauseas obligándole a vomitar.

El akuma volvió a reír, completamente satisfecho por lo que estaba contemplando. Había estado esperando a esos exorcistas, a que llegaran con su complejo de superhéroe a salvar la situación y tomarles por sorpresa. Ahora se los comería, y evolucionaría para el Conde. Pasar todo aquel tiempo enfermando a la gente con sus esporas había merecido la pena.

El nivel dos avanzó silenciosamente hasta el buscador, el cual seguía tembloroso de rodillas al suelo, balbuceando algo que no se entendía y que a la máquina le importaba un rábano lo que estuviera diciendo porque podía captar el miedo en su voz, y era maravilloso. Al llegar junto a él lo tomó con fuerza de los brazos y lo levantó hasta que estuvieron a la misma altura.

-Te he preguntado si tenías miedo. ¿Sabes que a los maleducados se les castiga, marioneta? –preguntó el akuma antes de enterrar el pico en el cuello del buscador. James no tuvo tiempo de gritar, tan solo de sentir como iba ahogándose con su propia sangre. Él lo sabía, aquel día era el fin de todas sus vidas.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Miér Feb 09, 2011 2:45 pm

- ¡¡James!!

El terror se hizo palpable en el mismo momento en el que aquel akuma levantaba del suelo al buscador, mientras le susurraba dolorosas palabras desesperando al muchacho. Antes de que Heli o alguno de los que observaban el suceso pudiera hacer nada, el akuma clavó aquel largo pico metálico en el cuello del buscador, haciendo que de la perforación saliera a sangre a borbotones. Heli, justo al lado contemplaba la escena con horror. El buscador cerró los ojos justo antes de que unos negros pentáculos empezaran a aparecer por toda su piel, comenzando desde la herida para ir infectándose por todas partes. Habría jurado que el akuma estaba inyectándose de la sangre del buscador momentos antes de desprenderse de aquel cuerpo ya inservible para él.

- James...
Heli se acercó rápidamente al buscador, que entreabrió los ojos. Parecía estar a punto de decir algo, pero justo antes de que la voz saliera de entre sus labios, su propio cuerpo se desmenuzó en mero polvo, provocando una suave ráfaga de aire. Heli contemplaba la escena más horrorizada de lo que ya podía estar. Escuchó los gritos e horror de su tía, y aunque Kaarle no produjo ningun sonido, supo que aquella escena le había dolido en el alma.

El akuma se fijó entonces en su pequeña figura. Heli le devolvió la mirada con una ira antes desconocida para ella.
- ¿Cómo eres capaz de...
La furia de aquella muchacha hizo reír de nuevo al akuma, que disfrutaba deliciosamente del dolor de los humanos.
- ¿Son ésas tus últimas palabras antes de comerte a ti también, joven?

No. No iba a permitirle el lujo de condenarla. Ni que volviera a hacer lo mismo con alguno más del grupo. Tenía que pararlo. ¿Pero cómo demonios podía ahcerlo? No controlaba su Inocencia.. sólo sabía que la poseía. Y Basil... aquellas horribles máquinas lo habían dejado sepultado entre escombros, ni siquiera lo podía distinguir.
Pero ahora era ella o el akuma. No había más.

- Basta de charla.

Suplicó por que su idea funcionara. Rápidamente levantó la mano, en la que reposaba en anillo.

- Oh, vaya vaya... con que otra exor...

- ¡¡Inocencia... si es que de verdad puedo manejarte... actívate!!
En ése momento, un rayo de luz violeta que salía de aquel anillo la cegó. No era cómo el de aquella úlima vez, peus parecía salir con claras intencioens de destrucción. ¿Sería esa la verdadera forma de su Inocencia?

Un agudo grito sonó por todo el lugar. Aquel rayo colisionó de plen oen el cuerpo de aquel horrible monstruo, que saltó volando por los aires. Justo en ése momento Kaarle, que había estado atento a todo detalle, iluminó con su talismán al akuma, antes de que cayera y pudiera zafarse de los ataques del grupo.

- ¡Ha sido impresionante, Heli! Pero tu Inocencia ahora mismo sólo puede debilitar a un nivel dos, no destruirlo, por lo visto... De todos modos, creo que la suerte empieza a estar de nuestra parte, lo has dejado bastante mal parado. Sólo podré detenerlo durante un rato, creo que.. la batería se está gastando, por no hablar de los golpes que ha recibido este talismán.
- ¡Aguanta todo lo que puedas Kaarle, por favor, voy a por Basil!

Heli miró al cielo segundos antes de correr hacia el montón de escombros bajo el cual se encontraba Basil. El akuma parecía realmente malherido dentro de aquella barrera de luz solidificada, y el metal del que estuviera hecho parecía ennegrecerse. Aún así, su expresión era de una ira asombrosa.

- ¡Me pagarás ésta, maldita niña!

Heli empezó a sacar las piedras cómo podía, algunas eran realmente pesadas pero en ése momento su desesperación no conocía la debilidad que solía aparentar. Bajo una capa de polvo se encontraba Basil. Heli sacó de encima suyo todo el resto de escombros que le impedían salir de allí, y a quitarle el polvo de la cara.

- Basil... ¿Basil, me oyes? ¡Basil!
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Mar Feb 15, 2011 12:43 pm

Lo primero que creyó sentir Basil fue una extraña sensación de bienestar. Probablemente tenía todo el cuerpo magullado, sin contar con que estaba agotado o al menos así se había sentido. No había tenido que enfrentarse a tantos akuma, quizás había sido culpa de aquel akuma casi evolucionado, Basil comprendía que había usado más energía de la que debía en su intento de forzar un poco más su nivel de sincronía con aquella cosa. En aquel momento le había parecido lo más indicado, ahora era consciente de que debería haber pensado también en las posibles repercusiones de querer terminarlo todo lo más rápido posible.

¡¡James!!

Basil apenas reaccionó, o al menos su cuerpo. Lograba escuchar los gritos del buscador y de la otra chica, Heli Virtanen, pero aquello no era lo suficiente para activar esa zona posterior de su cerebro donde habitaba ese instinto básico de supervivencia, eso que le habría hecho luchar hasta caer rendido o muerto. Se sentía demasiado consciente de lo agotado que estaba, por eso no hizo ademán de salir de ahí. No podría.



No pudo hasta que fue consciente de que el mayor golpe que podría haber recibido fue en su orgullo, su orgullo de exorcista. Si, señor. No solo había hecho todo mal (o al menos esa era su percepción del asunto), que además se había dejado vencer por un par de akumas, y mientras él estaba enterrado en escombros, permitía que hicieran pedazos a esos ineptos de fuera. Era un vergüenza, en eso se había convertido en aquella maldita misión. No había podido cuidar de sí mismo.

Basil entreabrió los labios, intentando tomar una bocanada de aire cuando sintió que el aire le daba más fuerte en el rostro. Su corazón comenzó a latir con fuerza con tanta que casi sintió que le dolía, la causa probable era su ira. Estaba tan cabreado con él y con todos que había cerca que había sido suficiente como para que sus glándulas suprarrenales comenzaran a secretar adrenalina como si su vida fuera en ello. Conocía esa sensación, la que le sobrevenía a uno cuando esa parte del cerebro que hacía civilizados a los humanos dejaba de recibir flujo sanguíneo y se apagaba, dejándole el control absoluto a la mente en la que anidaba lo que convertía precisamente en animales a las personas.
¡Basil!, con aquella ultima exclamación el exorcista abrió los ojos de golpe, sus pupilas estaban tan dilatas que apenas era visible un pequeño aro azul como prueba del color de iris del chico.

-Te he escuchado la primera vez… –le respondió con extraña tranquilidad, al tiempo que apoyaba las manos en el suelo para ponerse de pie de manera más fácil, tomando la alabarda en el proceso.

Sus ojos quedaron fijos en aquel akuma con pico, el cual había logrado romper la barrera con la que le habían encerrado y había mandado a volar, literalmente, a Kaarle varios metros, hasta que dio contra una pared, aquello probablemente le habría roto algún hueso, aunque a Basil ahora no le importaba, tenía que terminar con aquello que suponía una clara amenaza a su supervivencia. Iba a terminar con ese akuma.

-¿Ya no te escondes, marioneta? ¿Quieres morir más rápido que tu amigo, marioneta? –el akuma sonrió a Basil, girándose hacía él y contemplándole con esa pseudo-sonrisa macabra, el exorcista por su apariencia era obvio que no iba a aguantar mucho, al menos eso le hacían pensar las heridas y desgarrones varios que podía entrever el akuma de segundo nivel. Se rió, a carcajadas–. No te preocupes me servirás igual~

Basil se había encogido de hombros por aquella actitud petulante que el akuma mostraba ante ellos, estaba tan convencido de su victoria que incluso parecía relajado. Pero el exorcista decidió no perder el tiempo y aprovechar flancos descubiertos de aquella máquina, no podía dejar pasar las pocas oportunidades que fuera a ofrecerle. Así que corrió, haciendo una pequeña finta para llegar al costado del akuma y golpearle con un tajo ascendente con la inocencia que acababa de activar atravesándole el pico por la zona que había recibido un poco más de daño por un ataque. Basil le concedió un punto a Heli por resultar ser útil incluso cuando aún no tenía un conocimiento extenso sobre la inocencia y su uso.

El akuma soltó un potente graznido, el cual se escuchó con más fuerza, dolor y agonía, cuando el viento comprimido que rodeaba la alabarda se expandió haciendo que su agrietado pico quedara hecho añicos, dejando entrever un agujero hueco y oscuro por el cual salían borbotones de sangre.

- Voy… voy… a matarte, marioneta –balbuceo en un tono agónico al tiempo que dejaba escapar varias de sus esporas en dirección a Basil, al cual por mucho que esquivara supo que terminaría respirando algunas, sólo quedaba matarle para salvarle–. ¡Pronto formareis parte de mí!
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Invitado el Dom Feb 20, 2011 2:18 pm

De aquel monstruo no cesaba de salir una extraña sangre. Heli dudó de que lo pudiera ser realmente.

No. Este bicho no está vivo. Y aunque lo esté, no merece perdón. No merece clemencia. Tan sólo ésa pobre alma que lleva dentro merece ser salvada.

Heli se había visto envuelta de repente casi entre Basil y el akuma, que graznaba quejicoso. La escena era casi inaguantable para ella. Giró la vista y vio a Kaarle, estaba muy débil.

En ése momento, la tía de Heli salió de su escondite.

- ¡No! ¿Pero qué haces? ¡Escóndete!
- Maldito monstruo asqueroso! Deja en paz a estos jóvenes.¡ A mi sobrina! ¡Para ya!
- ¡Calla y escóndete! ¿Te has vuelto loca o qué?

Una horrible risa se escuchó entonces entre los quejidos del akuma.

- Tú eres... la mujer... sí... Le estoy agradecido a tu esposo, su muerte fue... la que me causó la evolución al segundo nivel... ¡Ah! Y tu hijo estaba... con él en ése momento! Recuerdo... recuerdo cómo Conde-sama... le hizo creer que podría recuperarle, sí... cómo disfruté de ver... a escondidas... como tu marido se convertía en uno de los nuestros matando a su propio hijo...

La tía de Heli se paró en seco, mientras su sobrina abría los ojos cómo platos.
- Tú... ¡¡¡inmundo ser!!!
- No, ¡para!

La tía de Heli se abalanzó en una repentina sed de venganza hacia el akuma.
- Es una locura, ¿¡qué haces?!

El akuma, aún sangrando, reía mientras el dolor lo infiltraba. Aquellas esporas se esparcían peligrosamente cerca del exorcista, la chica y ahora la mujer, la cual empezó a perder velocidad en sus pasos.

- Mírate, eres patética. Apenas puedes moverte, y ahora por fin estás muriendo gracias a la enfermedad que se llevó a tu marido. Los humanos sois penosos.

Diciendo esto último, clavó una de sus extremidades sobre la mujer, atravesándola.
- ¡¡¡No!!!
La mujer cayó al suelo, mientras sus ojos se cerraban por completo.
- ¡¡Paula!!
El cuerpo de su tía reposaba entre los escombros. Heli pudo notar cómo la ira aumentaba, mientras unas lágrimas de desesperación salían de sus ojos. Contempló al akuma, que con el ataque mortal aumentó su debilidad, y cayó de bruces al suelo, aguantándose cómo podía.
- Akumas... me dejásteis sin padre ni madre.... y al día siguiente acabáis con toda mi familia... - Heli se iba acercando más, teniendo en cuanta las esporas para no alcanzarlas. Se fijó en Basil, las esporas estaban casi llegándole. Tenía que actuar rápido.

Porfavor... funciona de nuevo...

- ... ¡Inocencia! ¡Por favor!

De nuevo, otro rayo salió de aquella piedra incrustada en el anillo. Fue certero, dio de pleno en la cabeza abollada del akuma.
- ¿Eres idiota? ¿Qué demonios haces? ¡¡Aah, duele!! Maldita niñata... La marioneta que va contigo... es incapaz de acabarme, y tú me echas lucecitas? ¿Qué Inocencia... es ésa? ¡Me dan... ganas de reír!

A pesar de sus palabras, el akuma se veía cada vez peor. Estaba tirado en el suelo, cada vez más ennegrecido, e incluso las esporas parecían empezar a disolverse.

Heli miró a Basil casi suplicante.

Ojalá pudiera acabar yo contigo, y liberar a ésa alma dentro tuyo que estás torturando sin parar.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: The lights will guide you~ [Heli & Basil]

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 4:47 pm

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.