Conectarse

Recuperar mi contraseña

últimos temas
Últimos temas
» [MS] Rescate en Rapa Nui
Sáb Dic 03, 2016 9:02 pm por Kala

» Project Fear.less [Afiliación Élite]
Vie Dic 02, 2016 5:11 pm por Komurin

» Uso de Dados
Mar Nov 29, 2016 12:15 am por Komurin

» Atrapados en la tormenta
Jue Nov 24, 2016 3:04 pm por Kala

» Juego (Rol) || ¿Qué le harías al personaje de arriba?
Mar Nov 22, 2016 2:28 pm por Archie Chrono

» New World Shinobi [Afiliación Élite]
Vie Nov 18, 2016 8:24 pm por Proxy

» AOZORA KŌKŌ [ AFILIACIÓN ÉLITE ]
Vie Nov 18, 2016 8:16 pm por Proxy

» Project Fear.less [Afiliación Normal]
Vie Nov 18, 2016 8:11 pm por Proxy

» Seven Capital Sins - Élite // Cambio de botón
Vie Nov 18, 2016 8:11 pm por Proxy

» Terminando la carrera sin suicidarme
Miér Nov 16, 2016 5:25 am por MadalyneFriar

» Juego || ¿Qué estás escuchando?
Jue Nov 10, 2016 2:02 am por Erina Schliemann

» La Ciudad Sin Nadie [MN]
Miér Nov 09, 2016 3:47 am por Constantine Gelassen

» Juego || Comenta tu estado de ánimo con una imagen o gif
Dom Nov 06, 2016 1:47 pm por Erina Schliemann

» Salvando la beca, parte 2
Dom Nov 06, 2016 1:28 pm por Erina Schliemann

» Seven Capital Sins - Élite
Sáb Nov 05, 2016 1:35 pm por Invitado

» Fate/Ultima Frontline ─ Afiliación Elite
Sáb Nov 05, 2016 1:14 am por Invitado

» Resumen de Halloween
Vie Nov 04, 2016 1:43 am por Proxy

» Actividad Halloween 2016
Miér Nov 02, 2016 12:40 am por Proxy

» Censo de Octubre
Miér Nov 02, 2016 12:33 am por Proxy

» Holi!
Lun Oct 31, 2016 3:33 pm por Proxy

Vota
Shiki Topsite!
+ Activos
Los posteadores más activos de la semana

Staff
Proxy
MP | Perfil
Alice
MP | Perfil
Coralie Monich
MP | Perfil
Faith E. Wippler
MP | Perfil
Wallace Campbell
MP | Perfil
Sigma-chan
MP | Perfil
Créditos
Skin realizado gracias a los tutoriales y recursos de: sourcecode, savage-themes, Nymphea y thecaptainknowsbest. Crédito y reconocimiento por su ayuda a la hora de elaborar el skin. Especial agradecimiento a Neeve (por la caja de perfil y las estadisticas) y Tony (por los widgets utilizados aquí).

Las imágenes utilizadas en el skin no son de nuestra propiedad, todas pertenecen a sus respectivos autores y son usadas sin animo de lucro. Sólo la edición y arreglo de estas pertenecen al foro.

Todo el material que se publique dentro del foro es y será propiedad de su creador a menos que se indique lo contrario.


Hermanos
Afiliados Élite
Determination (Undertale)Crear foroCrear foroUnderworld warHeroes Of OverwatchFate/Insane EclipseBálderook University photo untitled45.pngLost SoulSeven Capital Sins | +18, Yuri, Hetero, Yaoi, Razas Mágicas 39/40
Directorio

Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Página 2 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Sáb Ene 09, 2010 1:34 am

Un ruido extraño se escucho. Eran las piedras desplazándose a gran velocidad, la nieve cayendo y siendo conducida al único lugar de acceso y salida. Ese, era el camino de aquel general que caminaba con total tranquilidad, bajando la mirada para que el viento no tocara sus ojos, y se le irritaran por el frío. No cargaba un buen equipo para ir con un frío así, por lo que solo dependía de su fuerza de voluntad para seguir sin terminar congelado.

Lugares altos y bajos, lugares calientes fríos y cálidos, lugares llenos de tierra, lugares llenos de agua. Realmente no había lugar por el cual ya no había pasado. Aun así, era humano, pero el haber enfrentado todos aquellos elementos, su cuerpo estaba adaptado a los cambios repentinos de temperatura, impidiéndole enfermarse, y que pudiera seguir de pie.

En cuanto escuchó aquel sonido grueso, no dudó en ver hacia arriba. Aquel manto blanco parecía arrastrarse directamente hacia él, y al caerle encima, sería su fin irremediablemente. Fue justo el momento de usar los guantes que ya se había puesto de ante mano. Eran buenos para el frío, pero nada mejor que la de salir de aprietos.

-Explosive Gloves

Su Inocencia brilló, y fue entonces momento para impulsarse con aquel rayo que salió de la palma de su mano. Usando ello para lanzarlo al suelo, y con la presión, ser empujado hacia arriba. Así huiría de de la nieve, y a la vez, salvar su vida.

Al salir de aquel camino de entre las montañas, dejó de usar su propulsión para dejarse caer. Y tocar el suelo con sus pies, impidiéndole rodar por la velocidad. Quitándose la nieve de encima, subió la mirada hacia aquella montaña, se suponía, era la más grande de todas, era ahí donde todos habían ido, y su siguiente objetivo.

Empezó a caminar mucho más rápido de lo normal, esperando así, llegar más rápido. No se podía ver absolutamente nada más que la silueta de la montaña, gracias a la tormenta que estaba haciendo efecto.

-Ya estoy más cerca
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Lun Ene 11, 2010 9:59 am

Las horas pasaron siendo largas y silenciosas en aquella oscura cueva. Hacia ya rato que José Miguel ya se había dormido a causa del cansancio por la presión del día, dejándole a el de guardia. Mientras estaba observando como poco a poco la atormentaba descendía de fuerza Kai se empezó a preguntar como había sobrevivido tanto tiempo

-Alguien debe quererme mucho ahí arriba -se dijo a si mismo

Intento reírse pero no pudo. Ciertamente la imagen de los montañeros y las criaturas esféricas no se le iba de la cabeza. Todos aquellos cuerpos helados, los disparos, la perdida de esa gente y demás, le afectaba de forma muy profunda y le hacia sentirse impotente ante la muerte

Poco a poco noto como sus parpados caían dormidos a causa de la modorra de la nieve. Su mente se relajo y empezó a proyectar las visiones de recuerdos llamadas sueños. Su cuerpo se relajo también y quedo tumbado en el suelo

La luz ilumina la oscuridad del héroe del hielo
La paz en su espíritu será devuelta con la luz del rubí dorado
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Lun Ene 11, 2010 6:48 pm

-¡Él...!-

Una única palabra pronunciada con apenas un hilillo de voz y ahogada por el constante estruendo que los violentos vientos provocaban en aquella zona salió de los lábios del akuma llamado Magician,quien sobrevolaba gracias a sus habilidades de autopropulsión las grandes montañas nevadas pudiendo apreciarse desde el suelo como con suerte un pequeño punto negro que se desplazaba a gran velocidad por el aire dejando tras de sí un rastro azulado que iba desapareciendo tras escasos segundos.Aquello que había ocasionado la extraña reacción del nivel 3 no fue sino la visión por parte de este de algo o mejor dicho alguien caminando sobre la blanca nieve a paso lento.La vista de los akumas por lo general superaba con creces a la de los humanos,al menos cuando de akumas de niveles avanzados se trata,y si a eso se le añade la tremenda experiencia en batalla del que alguna vez fuera llamado Matt el hecho de que este lograra distinguir el uniforme de general e inclusive los cabellos anaranjados del exorcista posicionado bajo él,identificándolo rápidamente como el que derroto a Chariot y posteriormente enfrentó a Sai;que estuviera ahí tan sólo podía significar que...¿Cuánto tiempo exactamente habían estado encerrados entre los portales del Arca por culpa de ese maldito Emperor?

No era el mejor momento para preguntarse eso,por lo que antes siquiera de descender para poder observar con mayor claridad al portador de inocencia inició la ofensiva;tomar la vida de un general sería suficiente para redimirse ante Milenario por fallar la última misión.Raudo formó varias esferas con la energía que irradiaba capaz de causar peligrosas explosiones al contacto,lanzando al menos quince de estas,las cuales avanzaban veloces verticalmente hacia el suelo,esparcidas por la zona en la que se encontraba Kurosaki.Desde la posición del miembro de la Orden,lo único que podría verse serían diversas formaciones esféricas compuestas por infinidad de anillos de colores rojizos y anaranjados llover literalmente del cielo,impactando contra la nieve y levantando violentamente grandes cantidades de esta al estallar...

...

El joven Kai,todavía inmerso en su sueño,sentiría de pronto un fuerte golpe a la altura de las costillas que le mandaría considerablemente lejos,golpeando su espalda contra la pared de roca más cercana y seguramente despertándole en el acto,cosa que si ocurría le permitiría contemplar al humanoide de color azulado que estático mantenía sus ojos rojos como la sangre fijamente clavados en él,y al lado del cual se encontraba el otro hombre,José Miguel,aún dormido,mas con tres objetos similares a orbes del mismo color azul que la criatura flotando a su alrededor amenazantes.

-Muéstrame hasta dónde te lleva tu voluntad de sobrevivir...-
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Sáb Ene 16, 2010 10:16 pm

Mientras caminaba tranquilamente, casi no se podía ver nada por la nieve. Ya fuera por la tormenta, o por que mucha nieve caía más de lo debido, a riendas aparte de la tormenta, era algo muy malo para su vista paronámica. Ahora si era atacado por algo, o alguien no lo notaría con presición, hasta no haya sido muy tarde.

Llegó un momento en el que casi llegando a aquella gran montaña, una luz blanca empezó a crecer y a crecer, proveniente del cielo. El suelo con ella empezó a brillar, por el reflejo, pero cuando al mirar a su alrededor formaba un círculo difuminado, miró hacia arriba, viendo como esferas luminosas de color naranjas se acercaban a él.



Unas 4 explosiones se sintieron a su alrededor, pero obviamente, sin darle. La tormenta era fuerte, y cambiaba el curso de las esferas. La nieve salpicó, y lo llevó algo de nieve. Pero aquellas esferas que explotaron a su alrededor no eran las únicas que venían cayendo, pronto, varias empezaron a venir por encima de estas. Y al ser explosiones, qué mejor momento para usar su capa modificada por los científicos de la Orden, que soportaba quemaduras y presiones ocasionadas por las explosiones.

Cada ver las esferas eran más precisas, y tuvo que correr, protegiéndose con su capa, mientras corría en dirección a las montañas. Cuando dejó caer, se fijó de dónde habían venido aquellas esferas. Alzando la mano, reunió suficiente energía como para lanzarla a los cielos, esperando a que de donde habían provenido las esferas, ese mismo punto, sería donde daría pero, ¿tendría tanta suerte de darle al cazador de su cabeza?

-Vaya, se nota que alguien me quiere allá arriba
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Jue Ene 21, 2010 4:32 am

Kai seguía durmiendo, cuando de pronto noto como salía volando por los aires. Durante "el trayecto" se despertó completamente y grito al ver tres orbes apuntando a José Miguel .Tras el grito, se estrello contra la pared de la cueva, produciéndole un agudo dolor en las costillas y en la rodilla izquierda

Se levanto a duras penas, y fue lo mas aprisa que pudo a apartar a José Miguel de los orbes. Pero el dolor de la rodilla le impedía ir mas rápido, pues debía de tener algún hueso descolocado que le impedía moverse todo lo bien que podía. Por fortuna pudo llegar a donde estaba el kit de supervivencia y allí coger el cuchillo que José Miguel había traído

-¡Apartaos de el! -grito con furia a los orbes

Empezó a asestar mandobles a diestro y siniestro, pero extrañamente producía efecto alguno. Entre tanto, José Miguel se despertaba y observaba el extraño espectaculo. El gesto no paso inadvertido al joven Kai

-¡Cógelo todo y larguémonos de aquí! -le grito el asustado muchacho. Este asintió y empezó a meterlo todo en las mochilas con una rapidez asombrosa
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Dom Ene 31, 2010 9:02 pm

El joven de nombre Kai se había despertado de inmediato al sentir el golpe recibido y el posterior impacto contra la superficie más cercana,reaccionando con casi la misma prontitud al contemplar los orbes que flotaban en el aire dibujando elipses sobre el cuerpo de su compañero.Seguramente no comprendiera nada de lo que ocurría,de hecho pareciera todavía no se había percatado de la presencía allí del ser humanoide con el mismo aspecto que las extrañas esferas,el cual impasible e inexpresivo continuaba observando con suma atención todas y cada una de sus acciones.

Acosado no sólamente por el akuma sino también por numerosas dudas su primer impulso fue tomar un cuchillo que al parecer había traido y al tiempo que gritaba hasta lograr despertar al otro montañero usar dicha herramienta en contra de los orbes azulados con núcleos rojizos,mas sin demasiado éxito,pues el filo del arma sería incapaz de atravesar cualquiera que fuese el material del que estaban compuestas las esferas flotantes,el cual les dotaba de una dureza equiparable a la del acero.

-Más...-

Con aquel murmullo emitido por el misterioso akuma al que sus congéneres se referían como Emperor el trío de bolas aparentemente con la misma composición que su cuerpo se elevaron veloces en el aire para caer acto seguido sobre la espalda del llamado José Miguel,golpeándole con toda la dureza posible para así tratar de derribarle.Quería obtener toda la información que esos dos humanos pusieran proporcionarle,y sus métodos para ello serían más prácticos que delicados.

...

Magician contempló colérico la forma en la que el general evitaba ser golpeado por alguna de las peligrosas esferas de energía explosiva que con su habilidad había creado y lanzado por toda la zona,si bien con escasa precisión debido a la altura,si con la cantidad de proyectiles suficiente para barrer literalmente el lugar.Sin embargo aun en esas condiciones Kurosaki había logrado esquivar todas las explosiones corriendo cual gacela en dirección a la montaña,sencillamente alejándose del terreno sobre el cual lluvían las curiosas bombas,y,en el momento en el que al fin lo consiguió,alzó raudo uno de sus guantes de Inocencia y disparó desde este un haz de energía en forma de rayo con propiedades extremadamente similares a las de las esferas creadas por el akuma de nivel 3,apuntado por supuesto al punto del cielo en el que suponía por la dirección de la caída de los proyectiles se encontraba su atacante.

-Maldito perro del Vaticano...-

Masculló el de armadura grisácea al avistar el ya descrito rayo,apresurándose de inmediato a apartarse de su trayectoria,cosa que no le fue complicada gracias a su único sistema de propulsión y a la gran distancia que el haz de energía debería recorrer antes de impactar contra él.

Casi de forma automática comenzó a descender tan rápido como le permitían las habilidades que poseía,mas en lugar de caer a la blanca nieve de la misma forma que lo hicieran varios segundos atrás las esferas que lanzó,eligió desplazarse en dirección al general,precipitándose cual cometa contra este,al mismo tiempo que con ambos brazos algo estirados a los lados del cuerpo acumulaba la energía explosiva en dos enormes esferas formadas por cientos si no miles de finos anillos rojizos y anaranjados,las cuales continuaban aumentando paulatinamente su tamaño.

-¡Desaparece!-

Exclamaría en el momento exacto en el que se encontrara a unos cincuenta metros del exorcista,soltando ambas esferas en el aire,sin lanzárlas en dirección a este,pues aquello no sería necesario,ya que siquiera un segundo después de dejarlas su creador se dividieron cada una en decenas de otras de menor tamaño,equiparables a la cabeza de un hombre adulto,las cuales se esparcieron gráciles,como llevadas por el aire,iniciando su relativamente lento descenso en un radio de al menos setenta metros,que pasados los...con suerte diez segundos requeridos para que terminaran de caer e impactaran contra el suelo,arrasarían con prácticamente cualquier cosa o cualquier ser que en ese delimitado terreno se encontrase...En contraste,Magician no tardaría ni tres segundos en finalizar su recorrido,golpeando su cuerpo contra el del general si este no se apartaba a tiempo.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Lun Feb 01, 2010 1:05 pm

[Misma canción que en el anterior post]

Su recorrido de ahora en adelante iría de mal en peor. Comenzando desde aquel pueblo detrás de las montañas, todos los pobladores esperaban el regreso de aquellos exploradores hacia las montañas, lo que no sabían, es que casi ninguno quedaba con vida. Ichigo tan solo iba por la Inocencia, pero si se trataba de rescatar a aquellos perdidos en las montañas, lo haría.

Su viaje comenzó bien, caminando desde aquel pueblo hasta actualmente, no había sido problema para él todo ello, hasta que claro, llegó el Akuma personal de aquel noé de la locura. Especializado en las explosiones. Ya lo había dejado escapar una vez, en ésta no correría la misma suerte.

Se encontraba corriendo hacia la montaña, saltando los obstáculos e intentando no caerse. También continuamente observaba hacia atrás, en el cielo, por si ese Akuma se le antojaba de atacar. Estaba en total desventaja. Alguien desde las alturas podría matar al que estuviera en al tierra, o hacerle un daño gravem y la única oportunidad que tendría, sería que bajara hacia él, o Ichigo subir todo ese camino hacia lo más alto, no dejando mucha distancia del Akuma hacia él.

Una voz se escuchó a lo lejos, era del Akuma, quien llevaba aquellas esferas naranjas en cada mano. Al voltearse el general, una luz blanca se encontraba en las manos de alguien, que se iba acercando cada vez más. Poco a poco empezó a tornarse naranja, gracias al efecto de la nieve hacía que las cosas lejanas tornaran su color.

(Eso es...)

Si anteriormente ya había lanzado esferas explosivas, no era de extrañar que lo volviera hacer, pero... ¿las esferas con él?, ¿intentaba usar el estilo Kamikaze?

No podía pensar en otra cosa más que el correr, pero si su enemigo iba directo hacia él, lo atacaría de espaldas, y no tendría oportunidad de salir de esas explosiones. Después de todo era humano, y no solo una, sino varias explosiones acabarían con él en un instante. Aun un ser humano con entrenamiento, no era invencible, y tenía que cuidarse de todos los ataques, por muy experimentado que fuese.

No le quedó más alternativa que usar su propulsión para salir de eso, antes de que las esferas naranjas fueran lanzadas hacia él. Puso sus guantes apuntando al suelo y lanzó un largo rayo hacia el suelo, que lo propulsaría por el aire de golpe, y haría evitar esas bolas explosivas, por lo menos la mayoría, solo hacía falta que en la dirección cambiante por el viento, alguna le diera.

Aun así, en el aire, apuntó al Akuma que se acercaba cada vez más, y lanzó, no solo uno, sino ya varios rayos de la palma de sus manos, en busca de golpearle varias veces. Lógicamente esto haría que se cansara, pero todo por que ese Akuma tan problemático fuera destruido. Era casi un todo o nada. Y en caso de que fallara, todavía le quedaban unos ases bajo la manga, que solo una o dos podría usar en esas circunstancias.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Mar Feb 02, 2010 4:47 pm

Las esferas volvían a la carga. A pesar de que Kai golpeaba con toda su fuerza las esferas, el pequeño cuchillo no parecía tener mucho efecto. La tensión aumento pro momentos cuando de pronto oyó una voz procedente de una de las paredes de la cueva. Apostado casi en la salida, un especie de figura que recordaba a la de un hombre, pero era mas extraña.

-Mas...

Tras decir esas breves pero inquietantes palabras, tres de los orbes golpearon en la espalda a José Miguel, que cayo al suelo inconsciente. Kai observo paralizado en el sitio como su amigo caía al suelo con estruendo. ¿Que diablos estaba pasando allí?

Kai no lo dudó un instante y cogió la mochila con los útiles de escalada. Debía irse de ahí y hacer que los orbes se centraran en el. Se volvió un instante a ver al extraño hombre, el cual no parecía estar excesivamente preocupado por el ataque de aquellos objetos volantes, los cuales parecía que solo le seguían a el. Kai se agacho justo a tiempo para esquivar uno de ellos, que le paso rozando la cabeza

Con toda la fuerza que le permitieron sus piernas, se precipito contra la salida bloqueada por el hombre. No sabia como, pero el debía ser el causante de todo aquel embrollo. A mitad de carrera saco el gancho de escalada con la cuerda, y cuando estuvo casi al lado del hombre, lo lanzo contra sus piernas y se quedo enganchado en una roca. Como una exhalación, paso a su lado y tiro con todas sus fuerzas de la roca en que se había enganchado el gancho

El efecto fue inmediato. El frío había debilitado la estructura de la cueva durante siglos, por lo que las rocas serian fácilmente movibles con un esfuerzo medianamente grande. Aunque tan solo era del tamaño del pecho de un crio, la piedra impacto contra dos de los orbes, y los empujo contra la pared de la cueva.

-¡Estupendo!

Canto victoria muy pronto. Nada mas choco contra los dos orbes, la piedra parecía intacta, pero al momento se resquebrajo. El gancho cayo al suelo, mientras Kai soltaba la cuerda y caía en la nieve de fuera, donde la tormenta parecía haberse vuelto menos peligrosa
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Sáb Feb 06, 2010 10:36 pm

Flash back

-Así que según vosotros tengo una de esas cosas,una Inocencia,alojada en mi cuerpo...-

Aquella frase había sido pronunciada por un joven de a lo sumo veinte años,con la piel un tanto pálida,los cabellos de color negro,algo largos,colgando apenas unos milímetros por encima de sus hombros y cayendo desordenados algunos de ellos por su rostro de facciones finas,cubriéndole en cierta medida los ojos también de color negros,los cuales aun así podían ser apreciados con claridad por cualquiera que los observase,al igual que podía apreciarse con claridad el cúmulo de emociones que en ellos se reflejaban...rabia,incertidumbre,curiosidad,ansia de información,pero sobre todo una gran determinación.

-Efectivamente Matt,eres un apostol de Dios,y uno de los más curiosos,uno del tipo parásito.-

Respondió otro hombre bastante mayor,que debía estar cercano a los cincuenta,y que vestía una bata blanca de laboratorio.Ambos se encontraban en una estancia con aspecto de clínica,ciertamente amplia,lo suficiente para que en ella pudieran entrar varias decenas de personas incluso con las múltiples camillas,armarios y mesas que permanecían repartidas a lo largo y ancho del lugar.Era frente a una de esas mesas donde el muchacho se mantenía en pie,con los brazos cruzados y la mirada clavada en el otro individuo,sentado en una pequeña silla al otro lado del mueble.

-Entonces...¿Dónde se supone que está esa Inocencia? ¿en qué parte de mi cuerpo...?-

Inquirió el chico al que poco tiempo atrás se había presentado como el lider de la rama europea de la Orden Oscura,a la que llegó hacía menos de 24 horas llevado por varios de los miembros de la institución que al parecer le habían identificado como un exorcista.

-Bien,tu Inocencia no se encuentra alojada exactamente en tu cuerpo...Verás,dije que eras uno de los exorcistas más curiosos,pero a decir verdad,eres el más curioso.-Comenzó a explicar el mayor en tono serio,aunque con una leve sonrisa en el rostro,mirando a través de las lentes que portaba los ojos del nuevo miembro de la organización.-Es cierto que por lo general las Inocencias de tipo parásito son depositadas en alguna parte del cuerpo de su portador,sin embargo en tu caso esta regla no se cumplió del todo,pues tu Inocencia no está en tu cuerpo...está en tu alma.-

Fin del flash back


-¡Maldito exorcista...!-

El general Kurosaki había pensado rápido una vez más,y dándole un nuevo uso a la habilidad de sus guantes para disparar ráfagas de energía explosiva nacida de la Inocencia de estos había logrado alzar el vuelo,saliendo de la trayectoria del descenso de Magician y evitando así cualquier posibilidad de recibir el impacto del cuerpo de este.Por su parte del akuma se vio sorprendido por semejante jugada,ya que al haber podido observar con anterioridad las técnicas del exorcista pensaba no le quedaba ningún truco que no conociera,habiéndose de esa forma confiado un poco al pensar le tenía arrinconado.Graso error sin duda,aquello le costaría caro.

Pocos metros separaban al nivel 3 del blanco suelo nevado,pero antes de que alcanzara este le alcanzarían a él los nuevos rayos de energía que el de anaranjados cabellos,ahora desde el aire,había disparado de inmediato hacia su posición,avanzando estos velozmente y amenzando con destruirle al golpearle,ya que a fin de cuentas se trataba del ataque de un general,y si bien el akuma de nombre The Chariot pudo resistir algunos de ellos en la misión en Lacandona,Magician no estaba especializado en la defensa,por lo que de recibir semejante daño muy dificilmente lograría salir con vida,suponiendo que a su estado actual se le pudiera considerar vida.

No pensó,tan sólo reaccionó instintivamente ante el peligro haciendo gala de un tremendo instinto de supervivencia incluso impropio de los soldados del Conde,y su reacción no fue sino la realización de la jugada evasiva que tantas otras veces se había visto forzado a emplear con anterioridad,la cual consistía en generar de inmediato una esfera de su propia energía explosiva a la altura del estómago,y haciéndola detonar mientras permanecía en contacto con su cuerpo,usarla de fuerte impulso bastante superior al de las microexplosiones que usualmente utilizaba para desplazarse a mayor velocidad,suficiente para sacarle de la trayectoria de los rayos y mandarle lejos de estos,mas obviamente a cambio de recibir algo peor que unos rasguños debido a dicha explosión.

-¡Ugh...!-

Un ronco quejido escapó de su garganta mientras volaba por el aire tras salir despedido.Pensaba que con ese pequeño sacrificio sería suficiente para volver a adoptar una posición ventajosa frente al portador de Inocencia,pero por segunda vez en el día se equivocó,pues de pronto su espalda impactó contra una de las esferas anaranjadas que todavía caían hacia el suelo,estallando esta también y provocando ahora su rápido descenso que terminaría al golpear su rostro la fría nieve,instantes antes de que el resto de esferas esparcidas por la zona le imitaran,provocándose la gigantesca explosión en el acto y siendo engullido inevitablemente por ella,sin poder apreciar si el llamado Ichigo aún en el aire sufrió o no su mismo destino...

...

Uno de los dos montañeros,el llamado José Miguel,había perdido la consciencia al ser duramente golpeado por las tres misteriosas esferas azuladas cuya consistencia resultaba similar al del acero,lo que por ende las convertía en objetos extremamente contundentes.El ser humanoide contempló tal sucesos tan frío e inexpresivo como siempre;no sabía si se encontraba vivo todavía,si el impacto le había matado en el acto,o si le había producido algún daño interno que le mataría con el tiempo;mas realmente no le importaba,pues aquel hombre apenas despertaba su interés y estaba infinitamente lejos de representar una amenaza para él.Quizá después se aseguraría de matarle,pero en aquel momento lo único que tenía en mente era obtener hasta la última gota de información que el otro humano pudiera proporcionarle.

Así pues,volvió la vista hacia el joven muchacho de nombre Kai,observando entonces sus desesperadas acciones que aunque inútiles sí resultaron algo curiosas.El chico poseía creatividad,ingenio;el akuma comenzaba a pensar valdría la pena dedicarle un tiempo a exprimir esas cualidades.

Pocos segundos después de que el rubio saliera de la cueva,la criatura azulada dejó aquella postura estática digna de una estatua de roca y a paso ligero abandonó también el interior de la gruta,posicionándose una vez en el exterior varios metros frente al humano.

-Yo soy...Emperor.-

Dijó con voz robótica,carente de cualquier tipo de emoción o estado de ánimo,al tiempo que las tres esferas le rodeaban,girando un par de veces a su alrededor y fundiéndose a continuación con su cuerpo hasta ser literalmente absorvidas por este.

-...y tú,me entregarás conocimiento.-

Sentenció de la misma forma,alzando el brazo derecho,y comenzando este de inmediato a moldearse hasta tornarse la hoja afilada hoja de una larga espada,siempre manteniendo la misma textura y aspecto que el resto del cuerpo.

...

El humo negruzco producto de las múltiples explosiones recientemente producidas cubría casi por completo la zona,ocultando la posición del cuerpo de Magician,o de lo que quedara de este,pues su estado resultaba lamentable.Incontables heridas le cubrían,y de sus cuatro extremidades tan sólo el brazo derecho permanecía entero.A pesar de todo todavía se encontraba consciente,y en su rostro descubierto de la máscara grisácea que solía portar,la cual fue violentamente arrancada por las explosiones,podían apreciarse por primera vez en mucho tiempo sus ojos parcialmente cubiertos por los revueltos cabellos negros,como antaño,los que al igual que cuando llegó a la Orden,reflejaban una tremenda determinación,en esta ocasión,determinación por no vovler a ser derrotado...

Flash back

-Verás.-El al parecer científico y alto cargo de la Orden proseguía con sus explicaciones acerca de la Inocencia que el joven exorcista llamado Matt poseía.-Se suele decir que todos los seres humanos poseemos un alma y un cuerpo,y que estos dos están conectados por la mente.Por lo que hemos podido descubrir de tus habilidades funcionan exactamente así.La Inocencia reposa en tu alma,y son tus pensamientos los que la activan,manifestándose sus efectos en tu cuerpo según tus deseos...en otras palabras,el poder que es transmitido desde la Inocencia de tu alma hasta tu cuerpo es regulado por la fuerza de tu voluntad y depende de esta;cuanto mayor sea tu voluntad más grande será tu fuerza.-La voz del hombre sonaba paulatinamente más seria,hasta que al finalizar aquella frase hizo una pausa de varios segundos.-Por eso,llamaremos a tu Inocencia...The Will.-

Fin del flash back


-...No...no...no,¡No volveré a ser débil!-

Exclamó de pronto Magician,apareciendo entonces un intenso brillo esmeralda a su alrededor,el cual en un fuerte destello inundó la zona,cubriéndole por completo y alzándose cual gigantesco pilar de luz que tras atravesar la barrera de humo negro alcanzó el cielo,pudiendo divisarse desde prácticamente cualquier parte de aquellas montañas su tremendo resplandor...
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Lun Feb 08, 2010 12:07 am

Un ataque inesperado. Fue ese mismo que no esperaba el General de los cabellos naranjas, al ser atacado desde aire con bombas luminosas explosivas. SI bien el efecto de estas esferas era muy potente, ¿quien sabría lo que esto significaría cuando cayeran todas juntas en una area tan extensa?, más aun, cuando no tenían una dirección fija.

Uso sus guantes para lanzar aquellos rayos carmesís en dirección al suelo, para que hicieran fuerza e impulsarlo por el aire, y así tendría menos oportunidad de ser tocado o herido por esas bolas. Aun así, no estaría a salvo hasta que todo terminara. Algo que notó en su impulso fue que una silueta entre la tormenta se acercaba hacia él. Se impulsaba con unas microexplosiones, pero estas mismas revelaban su posición, siendo estas luminosas y capaces de verse. Uso esa misma ventaja como una ventaja para si mismo, y atacar esa dirección con sus guantes de una manera rápida. Si ahí era de donde provenía, alguna tendría que darle.

Desde ese lado, tenía las esperanzas de que varias le dieran. Eran muy potentes, y si lograba impactar causaría un gran daño en el Akuma, capaces de herir hasta un Noé.

Esta silueta fue impulsada hacia arriba, impactándole una luz más intensa, ¿sería una de esas los rayos que le dio?, no lo sabia, estaba tan nublado desde ese lugar que no era capaz de ver mucho, solo los que los ojos humanos podían.

Se alegró en el mismo momento en el que esta silueta empezaba a descender, las microexplosiones dejaron de producirse, y lo perdió de vista entre el nubloso día, ya no sabiendo qué le sucedió.

Ya tenía pensado que todo estaba resuelto, hasta que claro, no pensó en su desenso. Cuando miró hacia abajo, las esferas cayeron encima de la nieve, causando una avalancha, tanto por el ruido como por el impacto, y así, la nieve empezaría a descender, agarrando más y más terreno de impacto. Lo bueno era que no estaban humanos abajo, o por lo menos esperaba que eso fuera verdad. Caso contrario, estarían en un indescriptible peligro.

Gracias al viento, perdió su balance, actualmente solo estando su costado derecho en dirección hacia el suelo. No pensó en caer, solo en retrasar ese hecho, lanzando otro rayo hacia abajo, e impulsarse un poco más. No sospechó que eso mismo lo haría perder más aun el balance , girando en el aire, ahora sin nada que lo detuviera para caer.

No podía mirar, se estaba empezando a marear, y como acto de reflejo, se puso sus brazos frente a su cuerpo, que si el golpe era frontal, no dañara us pulmones o huesos frontales, o su cara, sino que daría en otros lugares menos dañinos; esperaba.

Una luz lo cegó momentáneamente, cerrando lo ojos mientras aun estaba girando. ¿Qué sería de él ahora?, ¿caería sin remedio hasta el impacto?, ¿sobreviviría?. Al parecer, eso se vería ahora.

En su trayectoria de descenso, el hielo se rompió ante su caida. Un momento... ¿hielo?, si, eso era cierto. Cuando iba directamente a caer en la montaña, impactó contra un suelo falso, rompiendo hielo tan delgado que detendría su caida un tanto, tal fue así que parecía como si rompiese un vidrio, y caería en lo que era, una cueva oculta.

Aunque el golpe dolió, logró sobrevivir a esa caida, y lentamente se levantaría para ver en donde se encontraba, ¿era el cielo?, no... el cielo no podía ser tan oscuro y cerrado. Dándose cuenta, miró hacia arriba. Donde había caido se notaba un gran hueco del hielo roto y he ahí el cielo nublado de la tarde.

-Así que... si me quieren ahi arriba.

Esa cueva donde había caido era una especie de túnel,donde conectaría con las demás cuevas ocultas por la nieve. ¿Una montaña con túneles y cueva? ¿qué era todo eso?
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Lun Feb 08, 2010 3:04 pm

Kai apenas pudo contener el grito ahogado que salió de su boca. El humanoide salía como si nada y parecía bastante interesado en el, pero eso no hacia sino aterrorizarle aun mas. Avanzo fuera de la cueva y lo miro de una forma que Kai sintió un escalofrió en su cuerpo, que nada tenia que ver con la nieve de alrededor

-Yo soy...Emperor...declaro con voz ausente de sentimientos- ...y tú, me entregarás conocimiento.

Al instante el brazo del sujeto empezó a cambiar. No era un cambio normal, sino uno imposible de creer, y Kai tuvo que frotarse los ojos para creer que aquello no era una mala pesadilla. El brazo de ese ser se había transformado en una espada, y parecía muy dispuesto a cortar con ella a Kai ¿Quien diablos era ese tipo?

La situación pintaba mal. A penas si había peleado alguna vez en su vida, y aunque solía tener buena puntería, no llevaba armas de fuego encima. Su mirada echo un rápido vistazo a la blanca nieve. No había ni una rama o algo, solo la mochila con los útiles de escalada. Kai se abalanzo sobre ella y se la puso en la espalda para luego salir corriendo hacia la montaña más cercana

-Tengo que refugiarme en el templo -se decía jadeante- Es mi única oportunidad

Corriendo todo lo que podía, saco de la mochila unas cadenas de seguridad y el gancho de reserva. De seguro tendría que aplicar todos sus conocimientos de montañero para salir de aquella extraña, pero peligrosa situación en la que se había metido sin que supiera el porque de las cosas.

De pronto, cuando casi había llegado a la pared de la montaña, una explosión sobrevino en el valle de al lado, que le hizo caer al suelo del temblor, y se vio una densa nube de humo. Una avalancha se sobrevino en la montaña vecina sobre el, valle, que probablemente sepultaría el accidente geográfico a niveles muy profundos. Si había alguien allí de seguro moriría sino encontraba una salida de escape.

-Dios mío ¿porque me haces esto?

(Off: a partir de ahora cambio el color de mis dialogos.Por cierto Tio Conde, ¿como se hace el color de tus diálogos?)
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Jue Feb 11, 2010 10:21 pm

OFF: Emperor habla en deepskyblue . w.

---

-¡Ey!¡Mirad eso,parece que Magician está teniendo una gran batalla!-

Exclamaba en un estado anímico a medio camino entre el pánico y la euforia aquel akuma del segundo nivel con aspecto de diablillo alado llamado Zeal,quien al igual que sus dos compañeros contemplaba,todavía desde la lejanía,aquella tremenda columna de intensa luz verdosa que se elavaba hasta el cielo,proveniente del lugar en el que el general y el nivel 3 mantenían su enfrentamiento.

-Sin duda es una energía verdaderamente abrumadora...Diría que es la de Magician,seguramente esté utilizando el 50%...-

Comentó otro de los akumas,el de aspecto anfibio y nivel superior a sus dos compañeros,Hierophant,notablemente más tranquilo que el volador,pero todavía con cierta tensión en el tono de su voz,la cual denotaba su inquietud ante el suceso que se producía frente a sus ojos.

-¡Tsch...con el 50% fue como le hizo frente en aquella ocasión al nivel 4...!-Masculló de inmediato Zeal en respuesta al comentario del que tenía a un lado.

-...Jeh,supongo que esa es una buena razón para acercarnos a presenciar la batalla.-

Sentenció añadiendo a su actitud matices risueños para así contrastar en cierto grado la tensión predominante en el ambiente,tras lo cual veloz se lanzó a continuar su camino hacia la zona de las montañas en la que Magician se encontraba,cosa que el silencioso nivel 2 conocido como Strength también hizo pasados un par de segundos,y que no dudó demasiado en hacer el dialillo al percatarse de que le habían dejado completamente solo.

...

El aire emitió su característico silbido al ser cortado por la espada en la que el misterioso akuma de color azulado había transformado su brazo en el momento en el que este avanzó hacia el joven humano,lanzándole una tajada deliberadamente lenta con la intención de observar las capacidades del chico,la cual este esquivó casi por accidente al desplazarse tan rápido como pudo para alcanzar su mochila.

-...¿Hm...?-

De pronto el inexpresivo rostro de Emperor viró hacia el lugar en el que acababa de surgir un tremendo pilar luminoso,produciendo un metálico sonido con su boca signo de sorpresa,falta de comprensión e interés.

Sin embargo los largos segundos que permaneció contemplando aquello que tanto le llamaba la atención prácticamente inmovil sirvieron para que la avalancha que al parecer las lejanas explosiones habían provocado de un momento a otro le engulliera,sumergiéndose su extraño cuerpo en la corriente de nieve y roca y siendo arrastrado por esta montaña abajo antes siquiera de poder apreciar cómo afecto aquel desastre natural al humano.

...

Entre la intensa luz verdosa podría distinguirse no sin cierta dificultad el cuerpo del akuma antiguamente llamado Matt alzarse del suelo,comenzando todas sus innumerables heridas a sanar de inmediato,e inclusive regenerándose a base de la materia oscura que componía su cuerpo las extremidades perdidas.En cuestión de unos veinte segundos se encontraba exactamente igual que antes de ser dañado por las múltiples explosiones,a excepción de por cierta característica...La metálica máscara gris que cubriera su rostro,arrancada por la fuerza de los estallidos,no había regresado,quedando así el rostro del akuma más propio de un humano que de una de las creaciones de Milenario al descubierto,tapado únicamente por algunos de los negrus cabellos que este poseía.Aquello le daba una apariencia todavía más impropia de una máquina de matar;de hecho,si no fuera por el color grisáceo de su piel,cualquiera que observara su cabeza y en especial rostro afirmaría se trataba de un joven como cualquier otro.

-¡Exorcista!-

Al exclamar aquella palabra foribundo pudo apreciarse que también su voz se había tornado algo menos inexpresiva y mecánica,pues en ella se reflejaban ahora con notable claridad las emociones que quisiera o no continuaba teniendo.

Tras el grito su figura desapareció sin más al tiempo que lo hacia el pilar de luz,disipándose toda la energía que lo formaba.Sus habilidades físicas parecían haber aumentado.En ningún momento había apartado la vista de la posición en la que se encontraba el general Kurosaki,imaginando su posición en los momentos en los que el humo resultaba tan espeso que no podía verle,así que una vez recuperado tan sólo tuvo que rastrear con la mirada y veloces desplazamientos la zona en la que este debía de haber caído.Al no encontrar ningún rastro del portador de Inocencia pasó por su cabeza en un comienzo la idea de que las explosiones le hubieran calcinado o incluso vaporizado,pues a fin de cuentas se trataba de un frágil humano;pero semejantes pensamientos fueron reemplazados por otros más acertados al percatarse del agujero formado en la superficie helada,el cual seguramente se hubiera formado al atravesar Ichigo el suelo,hueco en algunas zonas.En verdad apresurado se introdujo él en el hoyo,descendiendo sin cuidado alguno y tocando sus inhumanos pies el suelo de la gruta recien descubierta.En efecto,no necesitó dar ni un paso más para posar sus ojos repletos de mil emociones en la figura del general,quien también allí se encontraba.

-Exorcista...me desprecio a mí mismo cada vez que tengo que hcer esto...pero no me has dejado alternativa;tendré que mostrarte mi mayor pecado.-

Pronunció poniendo un énfasis casi satírico en las últimas palabras que nada tenía que ver con la forma en la que hablaba ahora,llena de lo que podría considerarse como pesar...
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Vie Feb 12, 2010 12:15 am

Luego de aquella batalla que había dado en contra de un nivel 3, la caida lo diriguió directamente hacia la montaña, en donde había una cueva oculta por hielo, hielo tan ligero que detuvo la caida del general, tan solo recibiendo poco daño de golpe, y unos que otros cortes, por el hielo roto que le tocó.

Casi ni daño recibió, como si tan solo se hubiera peleado con gatos que lo atacaron frontalmente. Levantándose, notó que se encontraba en una cueva. Aparentemente había un túnel al fondo de esta, que probablemente estuviera conectada con alguna otra.

Miró hacia atrás, donde estaba el hueco de donde entró. Una luz intensa estuvo en toda la zona, probablemente ya habría muerto ese Akuma, no debería haber sobrevivido a esos golpes de rayo que le dio. Un Akuma nivel 3 normal no podría soportar los que le había dado. Ya viendo que no había necesidad de estar alerta, comenzó a caminar hacia el túnel. Apenas dio 10 pasos, hasta escuchar una clase de pasos atrás de él. Se sorprendió de inmediato, ¿estaba vivo?

Volteando, escuchó las palabras del Akuma, ¿pecado?, espera un momento. Ahora que se daba cuenta, ¿no tenía alguna herida?, miró su brazo, sus piernas, su pecho, estaba totalmente intacto, pero algo no estaba bien, su máscara ya no estaba, en lugar de eso, una cara humana la reemplazaba, una cara humana de color oscuro, aunque con facciones de blanco, y una larga cabellera oscura. ¿Un noé en un traje de Akuma? ¿era eso posible?, no sabía qué pensar sobre ello.

-¿Es que acaso no te mueres?

Preguntó apenas verlo, volteándose ahora por completo. Se vio su sonrisa formarse, como si quisiese bromear en ese momento.

-Matar... robar, mentir, actos impuros. ¿Qué pecado puede ser tan mayor?

Se miró por encima de su hombro derecho, aquel túnel oscuro que tenía detrás de él. No tenía tiempo de pelear todo el tiempo con él, necesitaba llegar a la Inocencia, y posiblemente el no fuera el único Akuma que interferiría.

-Me gustaría ver eso pero... No tengo tiempo. Quizás después.

Justo en ese momento, comenzo a disparar hacia el techo con su mano izquierda, y con la derecha el suelo, intentando que ambas se volvieran inestables ante las explosiones, y que del techo cayeran pedazos de hielo, por lo menos para detenerlo momentáneamente mientras corría. Necesitaba alejarlo de alguna forma mientras avanzaba, en cuanto tuviera la Inocencia segura, podía pelear libremente, mientras eso no sucediera, no podría estar tranquilo realmente.

En caso de que su estrategia funcionara, correría velozmente en busca de ir hacia el túnel, en caso de que no fuera así, estaría alerta en todo momento para atacarlo.
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Invitado el Vie Feb 12, 2010 8:40 am

Kai observo aliviado como la marea blanca se llevaba al extraño ser montaña abajo. Nadie podría sobrevivir a algo como eso, pues había sido algo espectacular y a la vez escalofriante. Por suerte la avalancha no había taponado del todo la cueva donde debía encontrarse José Miguel, aun desmayado por el golpe producido de las esferas

Tras pensarlo, decidió que seria mejor no continuar con el viejo ermitaño. Los peligros se iban a intensificar mucho, y aunque el tuviera mas experiencia, no era el mejor sitio para que le ayudara viendo la situación que habían tenido con ese ser. Nada podía asegurarle que no hubiera mas como el en la montaña

Kai se quedo mirando la montaña que aun debía escalar. Tenía los útiles necesarios y podría hacerlo ahora que sabía la dirección a tomar, pero un impulso le decía que saliera de allí corriendo, que no había más que dolor y sufrimiento allí arriba

-Debo hacerlo... -se dijo angustiado mientras sacaba el gancho de reserva que había- Los montañeros deben de estar ahí arriba, casi muertos

Sin más vacilaciones, trago saliva y lanzo el gancho contra una roca que parecía segura. Tras asegurarse que estaba bien sujeta, empezó a escalar por ella con todo el cuidado del mundo. A unos tres metros del suelo, coloco en la pared un clavo de apoyo atado con una cuerda a su cinturón

El viento se volvía cada vez mas fuerte, lo que significaba que en breve volvería la tormenta de nieve y si no llegaba antes de eso podría ser su fin. Su abrigo había caído al suelo al huir del humanoide, y su cuerpo se resentía al escalar la pared de la roca, pero su cerebro ordenaba que siguiera pasara lo que pasase

Al cabo de veinte minutos de escalar, con el mismo procedimiento de lanzar el gancho mas arriba y asegurarse una cuerda al cinturón, llego a un saliente algo resguardado del viento, que aquellas alturas se hacia mas pesado y poderoso. Lo único que Kai esperaba era que no se produjera una avalancha o jamás llegaría al templo

El héroe del hielo persigue su objetivo sin descanso
El dolor de las cumbres se hace claro en el
Pero no se rinde y sigue su camino
El dolor se vuelve afilado como el hielo
Invitado
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: Los pirineos, España [Kai - Ichigo]

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 4:58 am

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.